Lo nuevo en la Liga Distributista

martes, 10 de noviembre de 2009

En el reino del Anticristo (triste final)

Actualizamos gracias a Alan Breck del FSTM, la noticia que diéramos los otros días:

Final trágico. Dejarán que ese bebé se asfixie hasta morir, o como dice el Telegraph, "se le permitirá morir" (hasta parece que sea él quien lo ha pedido).

http://www.telegraph.co.uk/news/653[....]er-father-withdraws-opposition.l

El padre cedió y los médicos del hospital se han salido con la suya. Hay que decir que no había que esperar nada positivo del juez, teniendo en cuenta lo que ha dicho. Lo único positivo es que, al no haber una decisión judicial, no va a crear jurisprudencia (creo).

"Después de que le dijeran que todas las partes estaban de acuerdo sobre el curso a seguir (la muerte del niño), el juez dijo: "Me parece apropiado decir una o dos palabras, no en jucio, sino en apoyo de este triste, pero en mi opinión, inevitable resultado"

"When faced with the awfulness of the situation in which they found themselves, these two young people have stepped up to the plate and discharged the responsibility that life had thrust upon them by each showing 100% commitment to their child in a manner which can only command profound respect and admiration."

The move comes a day after Andrew Bush, professor of paediatric respirology at Imperial College London, said a mother's wishes should outweigh those of a father.

Ahora no tengo tiempo para traducirlo. Básicamente el juez dice los padres, al delegar su responsabilidad en el hospital, han mostrado tener un 100% de interés/compromiso con su niño (¿a alguién le sueña esto a doublespeak de 1984?), de una manera que sólo puede producir respeto y admiración. Y un profesor de pediatría dice que los derechos de una madre "deben imponerse" a los de un padre. El aborto no es suficiente, se abre la puerta al infanticio después del parto.



2 comentarios:

Museros dijo...

Todo es neolengua y doblepensar en el reino del anticristo, mi Coronel. A los emisarios (conscientes o no, voluntarios o no) de la bestia se les reconoce por esa forma de expresarse tan particular (y, a día de hoy, tan generalizada), que consiste en afirmar simultáneamente,como ciertas, dos cosas incompatibles entre sí.

O en llamar a las cosas por lo contrario de lo que son. Que, hoy día, lo que llama la atención es llamar a las cosas por su nombre.

Ya nos lo advirtió Isaías:

"Ay de los que a lo malo dicen bueno, y a lo bueno, malo; que hacen de la luz, tinieblas, y de las tinieblas, luz; que ponen a lo amargo por dulce, y a lo dulce, por amargo". (Isaías 5:20).

Pues ahí los tiene, mi Coronel: convenciendo (y convenciéndose) de que el buen padre no es el que se sacrifica por su hijo, sino el que sacrifica a su hijo.

Coronel Kurtz dijo...

Muy cierto, amigo. Muy cierto.

Gracias por su sagaz comentario.

 

  © 2009 +

True Contemplation Blogger Template by M Shodiq Mustika