Lo nuevo en la Liga Distributista

jueves, 16 de abril de 2009

Lo que pudo haber sido... y no fue

Acabo de enterarme que en el día de ayer, 15 de abril de 2009, falleció en una accidente automovilístico en Irlanda el Dr. Thomas E. Dillon, rector del Thomas Aquinas College de Santa Paula (California, EE.UU.). Requiem aeternam dona eis, Domine: et lux perpetua luceat eis.

El Thomas Aquinas College abrió sus puertas en 1970, la idea de siete fundadores que, en la estela del Movimiento de los Grandes Libros (referencias aquí y aquí), pretendían crear un revolucionario college* de humanidades (o educación liberal) con un único currículo, sin libros de texto (se leen las fuentes directamente), ni clases magistrales (se aplica el Método Socrático en forma de tutorías, talleres y laboratorios), ni materias optativas o especializaciones (el currículo, con materias de humanidades y ciencias, se integra en un todo coherente y jerárquico).

El college se alojó durante sus primeros años en edificios alquilados o prestados hasta que pudo adquirir de manera casi milagrosa un campo de 50 hectáreas cercano al pueblito de Santa Paula. Los '80 fueron su período de crecimiento, orgánico, lento, con muy pocos alumnos y profesores al comienzo. Las clases se daban en el edificio principal de la antigua estancia, mientras que los dormitorios de los alumnos y profesores, y las oficinas de estos últimos se alojaban en edificios modulares tipo containers. Su rector fundador, el Dr. Ronald McArthur, se preocupó siempre por la calidad de la enseñanza impartida antes que por la cantidad de alumnos. Y la fama de TAC llegó hasta la Madre Teresa, quien, en 1982, durante su visita a los Estados Unids, eligió a este college como la única universidad católica en la que quiso dar una conferencia (también ofreció una charla en Harvard).

En la década siguiente, el profesor McArthur cedió el puesto a Tom Dillon, su mano derecha como decano académico durante los primeros tiempos. Al Dr. Dillon tocó conducir el TAC durante tiempos de florecimiento; el college recibía elogios de académicos y eclesiásticos por igual, comenzaron a fluir las donaciones y se construyeron más edificios para clases y biblioteca, y áreas comunes para la práctica de deportes y otras actividades. Pero durante todo este tiempo, el foco estuvo en la construcción de la hermosísima capilla recientemente inaugurada recientemente por el polémico Cardenal Mahoney, arzobispo de Los Angeles y quien no pocos obstáculos había puesto al desarrollo del TAC mientras estuvo al frente de la diócesis.

Y, pienso, ¡qué diferencia con la universidad argentina de los obispos! Preocupada por la cantidad: de alumnos, carreras, postgrados, "escuelas", facultades, etc. para incrementarlos; y de años de estudio, profesoras, horas de Teología y Filosofía, Misa, etc. para rebajarlos. Donde ya no se busca la unidad del saber, ni siquiera como ideal (cf. Naturaleza y vida de la universidad de Msr. Derisi). Donde debemos contentarnos con Misas indecorosas** en aulas (mal) adaptadas al efecto o, cuando se necesita más espacio, en los auditorios (ver fotos abajo). Y todo cuando el presupuesto de la UCA es varias veces superior al del Thomas Aquinas College. ¿Con qué fin? ¿Para qué?

*NB: En el sistema estadounidense de educación superior, un college es una universidad que no ofrece postgrados (maestrías o doctorados). Es algo común que el joven norteamericano estudie en un college el saber de su preferencia y luego pase a una universidad donde, tras cursar una maestría, adquiere los conocimientos prácticos necesarios para la carrera profesional que piensa tomar. Por ejemplo, no es poco común encontrar en un curso de MBA (maestría en administración de empresas) a personas que cuentan con una bachillerato (equivalente a nuestra licenciatura) en humanidades clásicas, música o cocina.
**NB: No me estoy refiriendo a la forma del rito, sino simplemente al incumplimiento de normas litúrgicas mínimas, al mismo tiempo que se recurre a artefactos tecnológicos completamente innecesarios como juegos de luces, proyecciones cinematográficas o equipos de sonido para pasar música "enlatada".

Anexo: Documentación fotográfica tomada de los sitios institucionales respectivos.


El Card. Mahony se prepara para incensiar el altar recién consagrado durante la celebración de la dedicación de la capilla de la Santísima Trinidad del TAC.

Una de las capillas del Campus de Puerto Madero de la UCA. Puede verse al sacerdote predicando no desde el ambón (¿hay algo parecido a un ambón en dicha capilla?) y sobre el altar la falta de crucifijo y candelabros (reemplazados por una velita en un bol), falta también el atril para el misal.


El Card. Mahoney bendice a los lectores, el rector Dillon y el decano Michael McLean.

El Auditorio "Msr. Octavio N. Derisi" (subsuelo del Edificio "Santo Tomás Moro" del Campus de Puerto Madero de la UCA) adaptado para la Misa de inicio de clases del Curso de Bioética. Nuevamente faltan los mínimos arreglos litúrgicos de ley (¿el concelebrante no tiene casulla?), pero sobran luces, cuadernitos y cómodas butacas.


Procesión de entrada en la Misa de dedicación de la capilla de la Santísima Trinidad del Thomas Aquinas College de Santa Paula. De derecha a izquierda, Mons. Thomas Curry (obispo axiliar de Los Angeles y vicario de Santa Barbara), Mons. Salvatore Cordilone (obispo auxiliar de San Diego), Mons. Marc Trudeau (secretario del Card. Mahony), Card. Roger Mahony (arzobispo de LA), y el deán John Bingham O.P. (graduado del TAC). Más atrás, el rector y demás autoridades, y los cuatro fundadores supervivientes del TAC que portan una reliquia de Santo Tomás de Aquino que el Card. Mahony colocará en el nuevo altar.

Misa de inicio del ciclo lectivo 2009 improvisada en el Auditorio San Agustín (subsuelo del edificio Santa María de los Buenos Aires en el Campus Puerto Madero de la UCA). Presidida por el Card. Bergoglio y concelebrada por varios sacerdotes. Como puede verse, también faltan los mínimos arreglos litúrgicos mandados por el Derecho de la Iglesia pero hay cientos de luces encendidas y un hermoso cañón proyector de última tecnología.


Una perlita final...

El rector Msr. Alfredo Zecca da una charla de bienvenida a los alumnos de primer año en el Auditorio San Agustín. En la misma, el Rector Magnífico explicó "los valores de la Uca" (sic). Ciertamente, los chicos pudieron ver que la prolijidad no es uno de esos valores.


El rector (president) del Thomas Aquinas College recientemente fallecido hablando ante sus estudiantes y el cuerpo académico.

En este sitio del estudio de arquitectura que proyectó la capilla de la Santísima Trinidad del Thomas Aquinas College pueden verse estupendas fotos de la construcción y dedicación del edificio religioso.

Do not kill the messenger.
If I am wrong, correct me.



 

  © 2009 Desde la Roca del Grifo

True Contemplation Blogger Template by M Shodiq Mustika